¡No hay para tanto!, un homenaje a Bartomeu Cruells

Los más veteranos le conocerán de “oídas” y “leídas” por sus artículos o escritos. Pero para los más tardíos cabe apuntar que Bartomeu Cruells fue un filósofo, fotógrafo y periodista catalán ganador en 1999 del Premio Gran Angular, de la Editorial Cruïlla, por su primera y única novela, Els Silencis de Derrís. Y decimos fue porque este aficionado al 2cv de Citröen – llegó a presidir el Club André Citröen – falleció repentinamente en 2003 durante una convención dedicada a este mítico auto en Vinadio, Italia.

¡No hay para tanto! es la reciente reedición de su opera prima que publica Flamma Editorial como atributo a Cruells. Una novela policíaca, una obra negra más, que Andreu Martín – escritor ganador del Premio Pepe Caravahlo 2011 – y Gemma Lienas – autora de la famosa serie de literatura juvenil Carlota –  se han encargado de presentar, con nostalgia, en representación del difunto amigo. Un libro que se describe en cinco palabras.

  1. Negra. La obra de Cruells no deja de ser una novela policíaca. La trama se centra en un brutal crimen que sacude el pueblo pirineo de Derrís. Los pueblerinos, algo indiferentes, alimentaran rumores a partir de explicaciones sobrenaturales. Mientras, un juez, consagrará su vida a resolver el caso.
  2. Compleja. No hay un único protagonista. No hay una narración lineal. Hay diez puntos de vista distintos presentados alrededor de las diez cartas que componen esta novela epistolar. Diez capítulos cada uno con una personalidad propia, con un registro variado, con una visión distinta de la época.
  3. Histórica. Y es que la obra es la memoria de todo un siglo. Entre cada carta transcurre un lapso de diez años. Un lapso que permite al autor tejer una y otra vez el recuerdo histórico del país entre 1909 y 1999. La república, la Guerra Civil, la dictadura franquista, la transición. Una novela negra enmarcada en un profundo análisis de la sociedad de cada época. Una mirada directa al progreso de una sociedad.
  4. Rural. Toda buena novela policíaca es el espejo de una ciudad. Es el reflejo de su sociedad, una crítica y un análisis de su progreso. ¡No hay para tanto! lo hace, sí, pero huyendo del estereotipado crimen urbano. Esta obra es un halago al mundo rural y, en especial, a los olvidados pueblos del Pirineo.
  5. Inimitable. “Yo no sería capaz de hacer una novela así”, confiesa Andreu Martín, “y a mí puedes incluirme al saco”, le apunta Gemma Liena. La compleja pero bien lograda estructura, su halagadora resolución y la capacidad de atracción hacia el lector, convierten esta novela en la fuerte apuesta de estos coetáneos autores y de la editorial que la promociona.

¿Posible éxito en ventas el próximo mes de Abril? Estar, el libro estará. A partir de aquí, quién sabe. Sólo queda ver la respuesta del público, quien, a fin de cuentas, marca la tendencia.

Natàlia Capdevila

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: